jueves, 25 de agosto de 2016

Salí de la ducha envuelta en la toalla y fuí a mi habitación. Me vestí con esa lencería negra que tan sexy me hacía sentir. Medias de seda y el liguero nuevo, justo para esta cita. Luego me pondría aquel vestido corto sujeto al cuello que dejaba mi espalda descubierta. Me paré frente al espejo para peinarme y maquillarme.

Creo que el cabello suelto no harían tus rasgos tan duros... –dijo Ella con esa tímida voz de siempre, como con miedo a mi reacción. Y tal vez si no llevaras los labios tan rojos...

Ya no la escuchaba. Alteraba mis nervios esa manía de Ella de querer siempre aparentar ser más buena, más gentil, más decente, más santa... Yo en cambio me mostraba como era. Precisa en el trabajo. Generosa con mis amigas. Una señora en la calle. Una puta cuando se trataba de Él.

¿Volverás tarde? –susurró Ella. Mañana debo alzarme temprano, debo entregar un informe en el trabajo...

La miré de reojo, ni siquiera me detuve a responderle. Quedó allí, en pie, en el exacto lugar donde horas antes estaba yo. Había tenido su oportunidad y la desaprovechó. Esa noche yo tendría la mía... esa noche Él sería mío.

Ella me miraba. Esos ojos suplicantes y llenos de miedo... de lo que podría hacer... de lo que llegaría a ser.


Ella me miraba desde allí... desde el espejo.







(Estas letras pertencen a los "Relatos Jueveros" y esta semana la convocatoria
fue hecha por Demiurgo desde su blog "El Demiurgo de Hurlingham".
Te invito a leer el resto de los participantes aquí!)



lunes, 22 de agosto de 2016

No somos los mismos...
Aprendimos a amar en libertad
Desnudándonos de prejuicios
A(r)mándonos luego de desa(r)marnos tantas veces.

No, no somos los mismos...
Aprendimos a no complicarnos
Disfrutar del momento
A hacer del ‘ahora’ nuestro tiempo.

No somos los mismos...
Aunque nuestra esencia sigue intacta y
Dentro (nuestras) Alma(s)
Aniden aún los sueños.




("Nada", haz click para escuchar la canción de inspiración,
34 de 52 para "Contando las semanas" de Sindel.)



viernes, 19 de agosto de 2016

#VDLN

Y llegó otro viernes y el momento de dar la nota...



Hay canciones que se te clavan dentro, que las sientes tuyas desde la primera vez que oyes sus acordes; y que sin razón alguna, (o tal vez sí, quién sabe...) inician a sonar en tus oídos un día cualquiera... mientras caminas por la calle... mientras recuerdas tiempos pasados... mientras el agua de la ducha corre por tu cuerpo... y cantas esa estrofa, una y mil veces...

...hay canciones que son poesía, o hay poesías que se vuelven canciones ...ésta es uno de esos casos ...del genio de Charly García, esta canción que publicó en 1980 en el álbum "Bicicleta" junto a la banda Seru Giran...


...shhh
...cierra los ojos
y siente...




"...♫ ...Miro alrededor,
heridas que vienen
sospechas que van,
y aquí estoy...
pensando en el alma que piensa
y por pensar no es Alma...

Desarma y sangra... ♫..."


viernes, 12 de agosto de 2016

#VDLN

Es viernes y voy a dar la nota...




Y cuando sientas
que tus alas no bastan
deja que sean las mías
las que nos alcen en vuelo...





"...♫ Ti solleverò dai dolori e dai tuoi sbalzi d'umore
dalle ossessioni delle tue manie... ♫..."


"...♫ Ti salverò da ogni malinconia
perché sei un essere speciale ed io avrò cura di te...
...io sì che avrò cura di te... ♫..."




jueves, 11 de agosto de 2016



Ella era una mujer en tierra extranjera. Una mujer buscando respuestas.

De día, sus huellas se perdían en la arena de esas grandes dunas. Caminaba detrás de las historias del antiguo Egipto. Sus pies se hundían en la arena tan profundamente como sentía que estaba su alma.

Al caer la tarde, su figura recorría las calles de la ciudad. Los últimos rayos de sol iluminaban las telas que los marchantes iban guardando para el día siguiente. Una leve brisa movía los abanicos de las palmas, mitigando el calor de su cuerpo. Sus pasos sin rumbo, se dejaban llevar por ese perfume exótico, mezcla de tierra y especias.

Mientras paseaba entre aquellas estrechas y ocres calles, cerró por un instante los ojos; inspirando ese aire que sabía a libertad. Iba inmersa en sus propios pensamientos, todo rumor había desaparecido, era la calma a cubrirla. Giró en una esquina y literalmente chocó con él, dos seres en una misma trayectoría. Su mirada se clavó en ella, dejándola sin palabras, sin respiro.

En un gesto involuntario, sus manos se habían apoyado en el pecho de él. Sabía que era una imprudencia, algo que no debía... sin embargo, no podía dejar de sentir esos latidos. Como si cada uno de ellos dijieran su nombre. Fueron segundos que duraron una eternidad.

Cuando ella se apartó, él tomó su mano para posarla aún sobre su pecho, justo en medio.

Ruhi... –susurró él. Ruhi...

Ella no sabía qué significaba, pero lo sentía. Su voz llamaba a una parte de ella tan profunda, tan olvidada. Desde esa noche no lograron separarse, porque simplemente se pertenecían.


Ella había necesitado perderse para encontrarse.



(Estas letras pertenecen a los "Relatos Jueveros" y esta semana la convocatoria
fue hecha por Noa desde su blog "Hidden words".
Te invito a leer al resto de los participantes aquí!)



viernes, 5 de agosto de 2016

#VDLN

Es viernes y vamos a dar la nota...



Ese ser con quien abrir el alma
que sepa escuchar nuestras palabras
y más aún, comprender nuestros silencios.
Que sepa que el mar tiene sus mareas,
que algunas muerden y nos convierten en naúfragos,
pero otras acarician la orilla y el todo se vuelve parte de uno.
Donde no haya ataduras que impidan abrir las alas
sino lazos infinitos que nos conviertan en refugio.

Es lo que deseo ser para Vos...
...es lo que Vos sos para mí.






lunes, 1 de agosto de 2016

Nosotros dos dentro una habitación
y el mundo entero en tu mirada.
La luz del amanecer
hará una acuarela de nuestros cuerpos
donde las mareas del amor
habrán dejado las huellas de la pasión.
Y serás el que siempre has sido
el que sabe, el que siente
todas las tonalidades de (mi) Alma
el que sin tiempo, se hace eterno.



("Acuarela", haz click para escuchar la canción de inspiración,
31 de 52 para "Contando las semanas" de Sindel)